Written by : By LiveHappy

10 formas de darle un giro a una discusión en beneficio de ambas partes

En lugar de intensificar un conflicto, intenta resolverlo siguiendo estos consejos prácticos para mantener una relación positiva.

Couple fighting

Si peleas con tu pareja, tienes que aprender a aplacar los ánimos

Aún en las relaciones más felices hay conflictos. A veces es una diferencia sin importancia; otras veces se vive como si todo fuera a terminar en una batalla campal. Discutir con alguien que quieres no es fácil ni agradable, y muchas veces se convierte en una situación verdaderamente incontenible.

Podríamos dar varios ejemplos de cómo empeorar un conflicto: acusando con el dedo, culpando, insultando, etc. Pero a veces en los momentos de tensión no encontramos las herramientas necesarias para aplacar una discusión y evitar el conflicto, o al menos, apaciguarlo. 

Lo ideal sería que las discusiones fueran sobre saber escuchar, ser escuchados, compromisos y resolución de problemas. No tendrían que ser por cuestiones de éxito, competitividad o para terminar incinerando a tu pareja con insultos o acusaciones.

Estos consejos prácticos te ayudarán a superar las discusiones de manera saludable y constructiva.

1. Permanece alerta

Para empezar, ten cuidado con esa señales de peligro que te indican que estás ingresando en una discusión. Cuando aparecen las críticas, los reproches, las frases como "tú siempre" y "tú jamás," las palabras hirientes y desagradables, los intentos por ejercer el dominio sobre la otra persona o se elevan las voces son claros indicadores de que la pelea está por comenzar. 

2. Tómate un respiro

Si eres quien ha iniciado la discusión: tómate un momento para calmarte, aclara tu mente y dirígete a tu pareja con intención de expresar claramente tu punto de vista sin provocar enojos. Intenta centrarte en comunicar en lugar de hacer "que tu pareja sufra," o "que la pague." Si notas que la plática empeora, sugiere hacer una pausa y volver a conversar más tarde.

3. Escucha con respeto

Si eres quien recibe las pedradas de una airada letanía dile a tu pareja que quieres escuchar lo que tiene para decirte y que no deseas discutir. Intenta escuchar atenta y respetuosamente, mostrando que intenta comprender su punto de vista, aún cuando no lo compartas.

4. Define tus prioridades

Cualquiera sea el cierre (de la discusión) en que te encuentres, conserva siempre el respeto y el cariño. Recuerda: es la persona que amas.

Lee más: ¿Qué tan estrecha es tu relación? [Encuesta]

5. Traten de beneficiarse mutuamente

Recuerda que ganar significa que ambos salgan más tranquilos y felices. Haz todo lo posible por evitar pensar cómo ganar la discusión u obtener lo que quieres, piensa en cambio cómo pueden triunfar los dos a través del compromiso, buscando un plan de cara al futuro para manejar las cosas o aceptar las diferencias. 

6. Evita sonar como disco rayado

Aunque tu reclamación sea justificada, es importante que te contengas y no la repitas una y otra vez. Di lo que tengas que decir e intenta solucionar el problema pero sigue adelante. Si sientes que no eres escuchada o comprendida, intenta expresarte de otra manera.

7. Cuando sea posible, olvídalo

Pregúntate qué tanto te importa la cuestión y si puedes, olvídala. A veces distraerte o centrarte en los aspectos positivos de tu pareja puede ayudarte a olvidar la frustración y recuperar el estado de felicidad.

8. Busca posibles soluciones

Discutir interminablemente solo hace que la pareja se sienta infeliz. Analicen juntos la cuestión e intenten encontrar una solución para salir del campo de batalla y pasar a un mejor modo de entendimiento.

Lee más: ¿Cuál es tu estilo de comunicación? [Encuesta]

9. Ponte en el lugar del otro

No tienes que estar de acuerdo con lo que está diciendo tu pareja con el fin de esforzarte por entender de dónde viene. Si te pones en el lugar del otro conseguirás descubrir sus molestias y posiblemente, puedas ayudar a subsanarlas. El otro beneficio es que la mayoría de las personas que discuten se calman cuando el otro comienza a comprender o hace el esfuerzo por entender y prestar atención a lo que están intentando decirle.

10. Cambia el tono

Cuando las discusiones suben de tono, la incorporación de un cambio de estilo puede ayudar a mejorar los ánimos. Aporta un poco de humor, una sonrisa, o una broma que solo tu pareja entienda. Comienza por decir algo como, “Aunque no estemos de acuerdo, agradezco que al menos escuches lo que tengo para decir.” Pero tampoco “exageres” lanzando al aire todo el rencor que has guardado en los últimos 15 años. Mantén presente el problema en cuestión.

Dedicar el tiempo necesario a mejorar nuestra capacidad para resolver conflictos no solo ayuda al vínculo sino que también mejora la felicidad general, y como sabemos ¡muchos beneficios van de la mano de la felicidad!

Lee más de Stacy Kaiser: 7 claves para tener una relación feliz

Escucha nuestro podcast “El padre perfecto” con Stacy Kaiser


Stacy Kaiser es psicoterapeuta, autora, experta en relaciones humanas y una personalidad mediática. Es autora del libro más vendido How to Be a Grown Up: The Ten Secret Skills Everyone Needs to Know y colaboradora de contenido para Live Happy. Stacy es invitada frecuente en programas de televisión como Today y Good Morning America.

(Visited 1 times, 1 visits today)
Close