3 preguntas sencillas que podrían cambiar tu vida

Piedras equilibradas sobre una mano frente al océano
Renny/Shutterstock.com

Nuestros expertos en trabajo y vida familiar preguntan, ¿llevas una vida equilibrada?

Concentrarse en un solo aspecto de la vida puede ser extenuante. Nos ha pasado. Mientras escribíamos Profit from the Positive, y a pesar de que nuestra labor se encontrara en pleno auge , nos dábamos cuenta que las dos estábamos padeciendo en algún otro ámbito de nuestras vidas. Para Senia, era su salud y en el caso de Margaret, su vida social.

Sabemos que para llevar una vida verdaderamente plena y feliz es necesario prestar más atención a todos los ámbitos que la componen, como el trabajo (profesión y dinero), la vida social (familia, amigos y diversión) y la salud (física y emocional).

El equilibrio justo puede cambiar tu vida

Y no somos las únicas. Los profesores Laura Nash y Howard Stevenson, ambos con títulos de doctorado, han entrevistado a todo el mundo: desde altos ejecutivos hasta padres que se quedan en casa y descubrieron que las personas más exitosas son aquellas a las que les va bien no sólo en el trabajo sino también en sus comunidades y en el hogar. En la revista Harvard Business Review, Laura y Howard aseguraron que las personas con éxito duradero «alcanzan grandes objetivos, se fijan metas múltiples, tienen la capacidad de experimentar placer, la habilidad de crear relaciones positivas y la posibilidad de poder apreciar éxitos perdurables». Para esas personas, al igual que para nosotras, el éxito no está en dedicarse a un solo aspecto de la vida, sea laboral, social o de la salud. Por el contrario, el éxito se alcanza cuando uno encuentra el equilibrio justo.

En este sentido, para restablecer nuestro equilibrio hemos analizado nuestra vida laboral, social y nuestra salud mediante tres preguntas con la idea de identificar los aspectos que podríamos mejorar para poder tomar decisiones más conscientes y deliberadas. Esto es algo que hacemos con nuestros clientes en nuestras sesiones de asesoramiento y en esta oportunidad, en solo 10 minutos, tú también podrás hacerlo. Pregúntate:

1. En la escala de 0 a 10, ¿cuál es el grado de satisfacción que siento con respecto a mi salud, mi vida social y mi trabajo?

No necesitas un 10 en cada categoría; el objetivo es simplemente que tomes consciencia de la interrelación de estas tres áreas. ¿Qué notas? Considera este paso como si fuera una nueva rutina para mantenerte en forma. Cuando entras al gimnasio no te lanzas sobre el primer equipo de ejercicios que ves.  Primero evalúas tu estado físico y de salud actual, y después, decides en qué áreas necesitas trabajar. Lo mismo sucede aquí. Si quieres que tu vida mejore, primero necesitas tener una visión del conjunto.

2. ¿Cómo se vería cada aspecto de mi vida si fuera un 10 perfecto?

Toma en cuenta las ideas que no hayas considerado seriamente antes. Muchos vivimos dentro de un círculo cerrado de trabajo y hogar con tal vez, muy poca diversión. No nos permitimos alejarnos y soñar qué nos encantaría hacer porque estamos demasiado atrapadas en el día a día. La doctora Laura King, profesora de psicología de la Universidad de Misuri, constató que escribir sobre lo que esperamos lograr estimula nuestros sentimientos positivos acerca del futuro, aumenta la confianza en uno mismo y se presta a profecías que uno mismo ayuda a cumplir. 

En nuestras sesiones de asesoramiento le pedimos a los clientes que elijan hablar o escribir sobre lo que verdaderamente deseen lograr. Del mismo modo, los especialistas en psicología del deporte entrenan a los atletas a visualizar un feliz encuentro deportivo, partido o juego. Entonces, ¿por qué no aplicar uno o ambos métodos en nuestra propia vida?

3. ¿Qué puedo hacer para mejorar mi puntuación y hacer realidad mis sueños?

Conecta tu vida social con tu salud tomando clases con amigas o asociándote a un club que ofrezca actividades en la montaña. Almuerza con colegas o cambia tu próxima reunión privada en un encuentro a pie para caminar mientras platicas. Comienza un desafío relacionado con el bienestar en tu oficina, por ejemplo, ¿cuántas millas pueden caminar en equipo?

Una vez resuelto el plan a seguir, cada tres meses aproximadamente comparte tus puntuaciones, sueños y acciones con una amiga durante una agradable cena. Diviértanse, celebren sus pequeñas victorias y conserven la honestidad mutua. Recuerda que con el tiempo, estas preguntas te ofrecen una instantánea, como un panorama general, por lo que tus puntuaciones seguramente cambiarán. Nos sucedió a nosotras. Después de haber pasado por este proceso, las dos tomamos varias acciones para establecer un mejor equilibrio en nuestras vidas.

Pequeños pasos para mejorar el equilibrio

En el caso de Senia, esto significó comenzar a hacer ejercicios físicos de alta intensidad durante ocho minutos casi todas las mañanas. Margaret en cambio, proclamó que el 2014 sería su año para socializar. Ya ha realizado dos cenas y ha organizado viajes y otros acontecimientos para el resto del año.

En realidad, se trata de dar un paso al costado por un momento y analizar nuestra vida para poder verla con más claridad. Nos hemos dado cuenta que el tiempo es un recurso limitado mientras que nuestra energía se puede expandir y contraer. Por tanto si consigues mantener el trabajo, la salud y la vida social funcionando en un nivel de equilibrio apropiado para ti, podrás generar grandes olas de energía intensa para llevar una vida más satisfactoria y feliz.

 

De la edición de junio 2014de la revista Live Happy

Traducción: Pat Melgar

¿Quieres más de Live Happy?
Recibe directamente en tu bandeja de entrada noticias, sugerencias y cosas que te harán sonreír.